Longitud De Onda. Información sobre la visión: problemas visuales, patologías, consejos y datos utiles

No hay pruebas de que los suplementos de vitaminas protejan contra el daño de la luz azul

0
Posted in Salud Visual By Longitud



A medida que aumenta el uso de dispositivos digitales y que la gente va siendo consciente del peligro de la luz azul que emiten, muchas empresas están lanzando al mercado suplementos de vitaminas para proteger los ojos contra la luz azul emitida por los dispositivos electrónicos. Los oftalmólogos norteamericanos han lanzado un mensaje para concienciar a la población de que no existen pruebas de que los suplementos de “vitaminas para los ojos” puedan proteger contra el daño de la luz azul, y que no hay evidencia concluyente que sugiera que las vitaminas mejoran la visión.

La Administración de Alimentos y Drogas de los Estados Unidos (FDA) da a los suplementos vitamínicos un tratamiento distinto al de los medicamentos. La FDA no revisa los suplementos dietéticos para comprobar su seguridad y eficacia según las propiedades atribuidas a los mismos, antes de que salgan al mercado, como sí lo hace con los medicamentos. La ley no exige que quienes producen o venden estos productos demuestren la exactitud y veracidad de los efectos que dicen tener, antes de que estas propiedades del producto aparezcan en su etiqueta.

Aunque es cierto que mirar continuamente una pantalla durante horas expone al usuario a la luz azul del dispositivo, no hay evidencia de que esto dañe los ojos. Si siente malestar después de haber estado mirando pantallas durante mucho tiempo, es probable que esté experimentando lo que se conoce como esfuerzo ocular digital.

No obstante, hay cada vez más evidencia de que la luz azul sí afecta, aparentemente, el ritmo circadiano del organismo, nuestro ciclo natural de vigilia y sueño. Durante el día, la luz azul nos despierta y nos estimula. Pero una excesiva exposición a la luz azul a avanzadas horas de la noche puede hacer que nos resulte más difícil conciliar el sueño.

Actualmente solo una enfermedad ocular sí ha demostrado beneficiarse de los suplementos vitamínicos: la degeneración macular asociada con la edad (DMAE). Como demuestran los estudios: La luteína, la vitamina que protege nuestros ojos de la luz solar o Un cambio de dieta para prevenir la degeneración macular

En todo caso, lo que esta claro y es una evidencia es que lo mas importante de todo es realizar una dieta bien equilibrada. Se sabe que la obesidad esta relacionada con un mayor riesgo de desarrollar cataratas, glaucoma, degeneración macular y retinopatía diabética. Consumir una dieta rica en frutas, vegetales y alimentos altamente nutritivos, como pescado fresco rico en omega 3 y nueces, puede reducir el riesgo de sufrir estas patologías oculares.

Pero volvamos a los suplementos de vitaminas. Si quiere estar seguro que ese suplemento vitamínico le servirá de algo, antes de tomarlo tenga en cuenta las siguientes recomendaciones dadas por la FDA:

  • Pida consejo a un profesional de la salud para que le ayude a diferenciar entre la información fiable y la información dudosa.
  • Contacte y pida información al fabricante del producto que piensa utilizar.
  • Algunos ingredientes de estos suplementos, incluyendo nutrientes y componentes vegetales pueden ser tóxicos. Algunos ingredientes y algunos productos pueden ser nocivos si se consumen en grandes cantidades o si se toman durante mucho tiempo. Algunos ingredientes utilizados en combinación con otros medicamentos, sustancias o alimentos, pueden ser también dañinos.
  • No se auto-diagnostique. Actúe siempre de acuerdo con las recomendaciones del profesional encargado de atender su salud.
  • No sustituya un suplemento dietético por un medicamento o un tratamiento que requiera prescripción médica.
  • No suponga que el término “natural” relacionado con un producto, garantiza que dicho producto es natural, sano y seguro.
  • Desconfíe de las modas y los titulares. Las buenas recomendaciones para el mantenimiento de la salud suelen basarse en investigaciones científicas realizadas durante mucho tiempo, no en los resultados de un solo estudio.
  • Aprenda a detectar las promesas falsas de las verdaderas. Si algo parece ser demasiado bueno para ser cierto, probablemente sea falso.

Leave a Reply