Gafas y Piercing


Grima y escalofríos en la espalda es lo que me producen las imágenes de estas gafas piercing que hoy os traigo. No creáis que se trata de un truco, no es un sistema basado en imanes, para nada. Se trata de unas gafas montadas al aire, o mejor dicho al puente de la nariz del afortunado (o desafortunado, según lo veáis) usuario que no quiere llevar unas gafas con varillas y honorar su pasión por el “arte” del taladro corporal.

Después de leerme la sección de preguntas y respuestas del sitio Web que promociona este concepto a mitad de camino entre la corrección visual y el body art, parece un sistema seguro (siempre y cuando sea realizado por gente que sabe lo que se trae entre manos). Por cierto, el primer par de gafas piercing si lleva imanes, el objetivo es que el usuario se vea con ellas puestas y que no se haga atravesar la nariz si el resultado final no le gusta.

Una vez insertado en la nariz el “puente” de la montura, las lentes van montadas sobre imanes que permiten ponerlas y quitarlas fácilmente de la parte metálica que quedara inamovible en la nariz.

Esta es la Web del inventor del concepto: http://www.piercedglasses.com/faq.html

Lo dicho, a mi me dan escalofríos pero quizás a vosotros os gusten, ¿qué me decís?

[poll id=»38″]

2 Comentarios

  1. Hola y muchas gracias por tu consejo, la verdad es que no creo que yo personalmente me hiciese algún día ese tipo de piercing pero esta bien saberlo 😉

    Un abrazo y de nuevo gracias por el consejo.

  2. Están guapas. Lo único es que deben tener un montón de cuidado a la hora de posicionar el piercing porque si te queda muy arriba o muy abajo te puede hacer ver mal. Casi que prefiero las normales para poder acomodarlas según necesito en cada momento. Originales sí que son, y para disimular un piercing bridge están muy bien.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.