Disminuir los efectos del daltonismo mediante unas lentes tintadas color violeta

 

Muchas de las invenciones se producen de forma fortuita, la historia esta plagada de casos en los que buscando o estudiando una solución para un problema determinado los investigadores dan con la clave para corregir o crear algo totalmente distinto (la viagra, el LSD, los rayos X, e incluso las patatas chips, son algunos ejemplos). Pues esto es lo que ha pasado con un investigador británico, que ha descubierto de forma fortuita cómo unas lentes tintadas podían ayudar a un gran número de daltónicos a mejorar su percepción de los colores.

Por si acaso os recuerdo que el daltonismo es un problema visual producido por un defecto genético hereditario, que se transmite generalmente por un alelo recesivo ligado al cromosoma X. Si un varón hereda un cromosoma X con esta deficiencia será daltónico. En cambio en el caso de las mujeres, que poseen dos cromosomas X, sólo serán daltónicas si sus dos cromosomas X tienen la deficiencia. Por ello el daltonismo afecta aproximadamente al 1.5% de los hombres y solo al 0,5% de las mujeres.

Inicialmente la investigación tenia por objetivo analizar las propiedades de un equipamiento óptico para uso medico, en concreto unas lentes tintadas color violeta, bautizadas Oxy-Iso, que habían sido concebidas para ayudar al personal medico a mejorar su percepción de la vascularizacion del paciente y a facilitar la detección de equimosis. Estas lentes habían sido desarrolladas por Mark Changizi y se basaban en un principio bastante simple: el color violeta intensifica el contraste entre el color de la piel y el de los vasos sanguíneos (seguro que los lectores habituales de Longitud de Onda se acordaran del artículo que en su momento publique sobre estas gafas).

Duando el Dr. Bor de la Universidad de Sussex (Gran Bretaña), las utilizo por primera vez para realizar una revisión médica a uno de sus pacientes, fue cuando se produjo el inesperado y excitante encuentro entre lo desconocido y lo anhelado. Lo desconocido, por que nadie se esperaban un efecto cómo el que estas lentes tintadas produjo en nuestro querido doctor, y lo anhelado, por que nadie había dado a nuestro querido doctor, la solución que tanto tiempo llevaba esperando para ayudarle a mejorar su visión afectada por un problema de daltonismo, upsss, había olvidado mencionaros ese punto.

😉

El efecto que las gafas con lentes color violeta produjeron en nuestro protagonista, fue transformar en visible aquello que hasta ahora había sido invisible a los ojos del Dr. Bor. Este efecto se produce por que estas lentes filtran los rayos que interfieren en la capacidad del ojo humano para distinguir diferentes tonalidades de rojo y de verde. De esta manera, y sin ninguna relación con su función inicial, este equipamiento compensaba la forma mas extendida de daltonismo, la deuteranopía.

Sin embargo todas las cosas tienen su reverso de la medalla y estas lentes también. En primer lugar tendríamos un “pero” que vendría de la mano de la capacidad de filtrar colores que tienen estas lentes, y es que además de filtrar tonalidades de rojo y de verde (algo que es positivo para los daltónicos) también filtrarían tonalidades de amarillos y de azules, en segundo lugar estaría su precio que rondaría los 250 euros.

Ahora bien, probablemente un daltónico se dirá:”si mi vida cotidiana mejora gracias a ellas, pues bienvenidas sean”.

¿Alguno quiere opinar? ¿quizás compartir con nosotros sus propias experiencias?

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.